2 de junio de 2013

Roto de otoño

En las veredas cortadas por la brisa
hay montoncitos de hierba cascada,
de hojas marrones, de otoño cuajado.

Cortezas como cajones quebrados
y ocres de tanto viento
y como trozos de tierra
que construyen un esqueleto
descascarado.

Charcos enormemente contaminados
por todo tipo de castigos y ponzoñas;
unos patos irrelevantes agitan las aguas;
la tierra embarazada de cráteres.

Alambres cobrizos en los portales
y bajo ellos unos musgos marchitos y juntos.
Una madeja de pinos púberes
con una aridez concomitante,
elevados y retorcidos, culpables,
un carcaj para vientos y pájaros.

En el cielo un conglomerado de destellos
y nubes plomizas como cofradías.

Entre la tierra y el cielo una bolsa de plástico.

29/05/09

No hay comentarios: